sábado, 10 de marzo de 2018

Juegos Olímpicos... ¿De robots?


Este año Corea del Sur ha convertido los Juegos Olímpicos de Invierno, celebrados en Pyeongchag, en un escaparate para mostrar sus avances tecnológicos.

Ataviados con abrigos y pantalones de invierno, varios robots de diferentes formas y tamaños han descendido por una pista en la estación de esquí de Welli Hilli, a una hora de Pyeongchang. Los androides estaban equipados con sensores y cámaras para detectar los mástiles azules y rojos en su camino y girar a medida que descendían la colina.

Los equipos han obtenido puntos por el número de astas de bandera evitadas y por el mejor tiempo hasta la línea de meta. El robot galardonado ha sido Taekwon V, que cuenta con una altura de 75 centímetros y ha esquivado la mayor parte de los obstáculos gracias a sus cámaras y sensores integrados.

Para poder competir, los robots tenían que cumplir una serie de requisitos: ser capaces de pararse sobre dos piernas, tener articulaciones semejantes a codos y rodillas, contar con un sistema de energía independiente, medir más de 50 centímetros y tener esquís y bastones.

Con este acto, Corea del Sur ha intentando promocionar su potencial en robótica. Pero este torneo parece ser solo el comienzo de unas competiciones cada vez más tecnológicas. Japón ha anunciado que en sus próximos Juegos Olímpicos de 2020 participarán más de 200 androides en diferentes actividades y disciplinas.

Tomás Rodríguez Hermoso

Drones, los pilares de la seguridad del futuro

Transporte de medicamentos, vigilancia activa y trabajos en altura, las nuevas funcionalidades de estas pequeñas aeronaves. El mercado de d...