sábado, 17 de marzo de 2018

El casco de bicicleta invisible

Creado por estudiantes suecos, el casco invisible está compuesto por un airbag que se coloca en el cuello como si fuera parte de un abrigo y se activa con un botón antes de comenzar el paseo. Los sensores de este casco detectan los movimientos abruptos de manera que, ante una situación de verdadero peligro para el ciclista, se despliegue el airbag de protección, previniendo traumatismos y accidentes.

Drones, los pilares de la seguridad del futuro

Transporte de medicamentos, vigilancia activa y trabajos en altura, las nuevas funcionalidades de estas pequeñas aeronaves. El mercado de d...